Actualidad

Alberto Fernández extendió la cuarentena hasta el final de Semana Santa

El presidente Alberto Fernández anunció ayer la extensión de la cuarentena obligatoria, en el marco de la pandemia de coronavirus, “hasta que termine Semana Santa”, es decir hasta el domingo 12 de abril incluido.

La prórroga fue determinada por el Ejecutivo tras mantener una extensa reunión por videoconferencia con los gobernadores de todas las provincias y luego de conocerse hoy el diagnóstico de 75 nuevos casos, por lo que el total de infectados alcanza los 820, con 20 fallecidos.

En un mensaje grabado, difundido alrededor de las 22.15, el Presidente subrayó que “somos un caso único en el mundo, que dispuso de la cuarentena plena ni bien se conoció la pandemia” y resaltó que “los resultados iniciales  son interesantes, son buenos y nos alientan a seguir en este camino”.

También repasó las medidas tomadas hasta el momento y pidió no caer en la dicotomía de “es la salud o es la economía”. En esa línea, fue muy claro con el sector empresarial, al que le pidió que no despida a sus empleados en esta “situación de excepción” y recalcó: “No podemos dejar a alguien desamparado. Muchachos, les tocó la hora de ganar menos. Y así lo voy a hacer respetar”.

El mandatario destacó además la actitud de la mayoría de los argentinos, que en un 90 por ciento cumplió con la cuarentena y sobre todo protegió a los adultos mayores.  “La inmensa mayoría de la gente cumplió y un grupo reducido de gente se creyó más vivo que otros y pagó las consecuencias, privándose de su automóvil y teniendo que asumir un proceso judicial”, señaló sobre los miles de detenidos que hubo por no cumplir con el aislamiento social, voluntario y obligatorio. 

En esa línea, también destacó especialmente el trabajo de enfermeras, enfermeros, médicas y médicos y fuerzas de seguridad que salieron a trabajar. “Después de 10 días tenemos que estar muy contentos como argentinos”, resumió.

En cuanto a la dureza con la que puede ser interpretada la medida de extender el aislamiento social, Fernández reflexionó: “No estamos siendo arbitrarios ni feroces, esta es una pandemia que es espeluznante ver a la velocidad que crece. La verdad es que dispusimos la cuarentena para que el crecimiento sea lento y nos dé tiempo para prepararnos cuando llegue el peor momento, para hacernos de insumos y para ver si podemos conseguir la vacuna y el medicamento que nos ayude a terminar con esto”. Asimismo, hizo referencia a la consideración de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que eligió a Argentina entre los 10 países que van a buscar la cura para esta enfermedad que tiene en vilo al planeta.

“Nos adelantamos al problema asumiendo el compromiso y eso nos dio la confianza de la comunidad científica y somos una de las diez sociedades que están en la búsqueda de la vacuna”, precisó.

La prórroga fue determinada por el Ejecutivo tras mantener una extensa reunión por videoconferencia con los gobernadores de todas las provincias y luego de conocerse hoy el diagnóstico de 75 nuevos casos, por lo que el total de infectados alcanza los 820, con 20 fallecidos.

En un mensaje grabado, difundido alrededor de las 22.15, el Presidente subrayó que “somos un caso único en el mundo, que dispuso de la cuarentena plena ni bien se conoció la pandemia” y resaltó que “los resultados iniciales  son interesantes, son buenos y nos alientan a seguir en este camino”.

También repasó las medidas tomadas hasta el momento y pidió no caer en la dicotomía de “es la salud o es la economía”. En esa línea, fue muy claro con el sector empresarial, al que le pidió que no despida a sus empleados en esta “situación de excepción” y recalcó: “No podemos dejar a alguien desamparado. Muchachos, les tocó la hora de ganar menos. Y así lo voy a hacer respetar”.

El mandatario destacó además la actitud de la mayoría de los argentinos, que en un 90 por ciento cumplió con la cuarentena y sobre todo protegió a los adultos mayores.  “La inmensa mayoría de la gente cumplió y un grupo reducido de gente se creyó más vivo que otros y pagó las consecuencias, privándose de su automóvil y teniendo que asumir un proceso judicial”, señaló sobre los miles de detenidos que hubo por no cumplir con el aislamiento social, voluntario y obligatorio. 

En esa línea, también destacó especialmente el trabajo de enfermeras, enfermeros, médicas y médicos y fuerzas de seguridad que salieron a trabajar. “Después de 10 días tenemos que estar muy contentos como argentinos”, resumió.

En cuanto a la dureza con la que puede ser interpretada la medida de extender el aislamiento social, Fernández reflexionó: “No estamos siendo arbitrarios ni feroces, esta es una pandemia que es espeluznante ver a la velocidad que crece. La verdad es que dispusimos la cuarentena para que el crecimiento sea lento y nos dé tiempo para prepararnos cuando llegue el peor momento, para hacernos de insumos y para ver si podemos conseguir la vacuna y el medicamento que nos ayude a terminar con esto”. Asimismo, hizo referencia a la consideración de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que eligió a Argentina entre los 10 países que van a buscar la cura para esta enfermedad que tiene en vilo al planeta.

“Nos adelantamos al problema asumiendo el compromiso y eso nos dio la confianza de la comunidad científica y somos una de las diez sociedades que están en la búsqueda de la vacuna”, precisó.

Fuente DIB