Actualidad

Cruces, denuncias y un basural humeante

La noche del Concejo Deliberante venía para un cierre sin tranquilo pero de pronto ardió. De acuerdo a la información oficial del Concejo Deliberante, la crónica publicada por el equipo de prensa oficial en el Facebook institucional, lo que pasó fue lo siguiente:

“En el final de la sesión, y sin haber en tratamiento algún proyecto referido al tema, la titular de la bancada Unidad Ciudadana, Mónica Estévez, dio su versión de lo ocurrido el pasado martes por la noche en el basural a cielo abierto, al que concurrió junto a su compañero de bloque, el concejal Pablo Larrosa, tras el alerta de un vecino ante la existencia de un foco de incendio.

Estévez apuntó al accionar del intendente y de algunos de sus funcionarios a quienes dijo haber llamado esa noche en reiteradas ocasiones sin recibir respuesta, y cuestionó al Departamento Ejecutivo por no haber radicado aún una denuncia penal, tal como se comprometieron a realizar públicamente, dijo, a través de los medios de comunicación.

El titular de la bancada Cambiemos, Alfredo Zambiasio, pidió con posterioridad la palabra para explicar en el recinto que la denuncia penal no fue radicada aún porque falta recolectar elementos probatorios que aporten indicios claros sobre una presunta intencionalidad en el incendio: ´Es claro que hay una mano negra en todo esto, no es el primer incendio que ocurre en el basural y, vaya casualidad, el año pasado cuando Unidad Ciudadana denunció la existencia de residuos patogénicos en el lugar, el día anterior había ocurrido un incendio´.

El debate sobre el tema culminó con un posterior pedido de palabra del concejal Crowder, quien solicitó a las autoridades del HCD que conste en acta los dichos de Zambiasio, los que calificó como ‘acusatorios’, y adelantó que si el Ejecutivo no radica una denuncia para determinar las causas del fuego en el basural, será su bloque el que se presente en la Fiscalía.

‘Ratifico todo lo que dije’, respondió luego el concejal Zambiasio en tono desafiante. Cruces, denuncias y un basural humeante…